El FC Barcelona logró alzar el trofeo como campeón de La Liga con una ventaja importante sobre Real Madrid y Atlético de Madrid. Números espectaculares, sobre todo en la parte defensiva, alcanzando hasta 26 vallas invictas. Sin embargo, el departamento de goles quedó muy en deuda, a pesar de que el ‘Pichichi’ se tiñó de blaugrana.

En total, el equipo de Xavi solo anotó 70 tantos en la competición liguera, muy por debajo de los 90 que obtuvo en la 2018/2019, último campeonato. Antes de eso, 99 en la 17/18 y 112 de la 15/16. Es justo señalar que durante esas campañas, el Barça contó con un tal Leo Messi, acompañado de alguien como Luis Suárez.

La razón estuvo en la brecha anotadora que hubo entre Robert Lewandowski y el resto de atacantes. Solo el polaco celebró 23 goles en La Liga, un 32% del total. Por detrás, y muy lejos, estuvieron Raphinha y Ansu Fati, con 7 tantos tantos cada uno, Dembélé con 5 y Ferran con 4.

Mucho se habló de la ‘Lewydependencia’ en el aspecto ofensivo. Hasta cierto punto es lógico. Si algo te asegura el exdelantero del Bayern de Munich son goles. Después, es justo mencionar que el Barça no contó con un ‘9’ suplente y que, de los extremos, Ansu Fati es el que más puede aportar en la categoría. Sin embargo, no es un secreto que la temporada del canterano fue muy floja.

Xavi y la Dirección Deportiva están al tanto y por ello tienen atado a Vítor Roque, el delantero brasileño de solo 18 años, pero que es una apuesta muy interesante de cara a futuro, aunque tendrá oportunidades inmediatas en el primer equipo durante la temporada 2023/2024.

Es justo y necesario. Lewandowski cargó solo con el peso de los goles. Sus números fueron los esperados, pero seguro extrañó compañía en el apartado.

Por Yair Ruiz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *