El FC Barcelona y el Atlético de Madrid acordaron la cesión del delantero en un trato que, finalmente no incluirá una opción de compra. En la operación, el jugador portugés se rebajó el salario con el equipo colchonero hasta el 2029.

El jugador portugués, que supo ser uno de las promesas más codiciadas del panorama europeo y que lo llevó a ser el ganador del Golden Boy en el año 2019 por el cual el club madrileño desembolsó nada más y nada menos que 126 millones de euros, jugará la temporada 2023/24 a las órdenes de Xavi Hernández.

La temporada pasada, tras la eliminación del Atlético de Madrid en el Champions y no contar para el entrenador, Diego Simeone, el Chelsea pagó 11 millones por la cesión disputar los últimos seis meses de la temporada donde jugó 16 partidos (11 como titular, 4 goles).

Por Axel Aina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *